ana7wgk

Archive for the ‘Contrapunto’ Category

El Retrato de Cervantes. En los 400 años de El Quijote. Por : José Julio Perlado.

 

Retrato de Cervantes. Por Juan de Jauregui.

Retrato de Cervantes. Por Juan de Jáuregui.

“Este que veis aquí de rostro aguileño, de cabello castaño, frente lisa y desembarazada, de alegres ojos y nariz corva, aunque bien proporcionada, las barbas de. plata, que no ha veinte años que fueron de oro, los bigotes grandes, la boca pequeña, los dientes ni menudos ni crecidos, porque no tiene sino seis, y esos mal acondicionados y peor puestos, porque no tienen correspondencia los unos con los otros, el cuerpo entre dos extremos, ni grande ni pequeño, la color viva, antes blanca que morena, algo cargado de espaldas y no muy ligero de pies, éste digo que es el rostro del autor de “La Galatea” y de “Don Quijote de la Mancha”. ( Cita de Cervantes La Galatea)

( José Julio Perlado ).

  Read More

Relojes y Tiempo. Por: José Julio Perlado.

astrolabioEl año, los relojes, las metáforas del tiempo. Lo que recordamos, lo que se nos escapa entre los dedos, lo que apresamos como un tic-tac.

Una reflexión de José Julio Perlado que viene bien en cualquier estación, ante cualquier sonería del reloj…

 

Desde los relojes de arena, los de agua, los actuales y modernos de la era digital, pasando por astrolabios…

Dejarse llevar por el transcurrir y meditar si acaso mientras pasan las horas.

 

 

 

 

 

 

Read More

La belleza de lo inútil. Por: José Julio Perlado.

Torrelaguna-20111025-00100Hace años planteé la pregunta: “¿para qué es útil una puesta de sol?” y la respuesta es la contemplación. No hay utilidad alguna en seguir en el cielo el movimiento de las nubes, admirar cómo desciende el color cárdeno sobre aguas o campo, aguas y campo teñidos de contemplación extendida, árboles lejanos, surcos en horizonte, ramas, animales, contraluces, las horas que vienen muy lentamente en procesión, el minutero del sol que marca el atardecer anocheciendo pero aún sin despedirse del día, la noche preparada entre bastidores, los silencios, una campana, aquel rumor de pasos, briznas de una conversación.

( José Julio Perlado).

Read More

Conversaciones de café. Los Cafés y los escritores. Por: José Julio Perlado.

 

cafe-pomboRamón y Cajal tituló uno de sus libros “Charlas de café”. Pero aquellas charlas, realmente amenas y llenas de interés, se centraban únicamente sobre mesas españolas y sobre veladores ibéricos, palabras de contertulios, palabras en nuestro país. Sin embargo, en torno al café y envueltas con frecuencia en el humo de los habanos, al lado de las copas cristalinas, entre manteles y sillones fatigados de diálogos y disputas, las palabras se han vertido siempre en muy variados idiomas a través de los siglos y han cruzado entre mesas y camareros levantando unas veces la voz y confesando otras veces maledicencias, conspiraciones o susurros. ( José Julio Perlado)

  Read More

Elogio del esfuerzo. Algunos ejemplos literarios. Por: José Julio Perlado.

Imagen011Hay un elogio del ocio, un elogio de la fiesta y un elogio del esfuerzo, como hay un tiempo para cada cosa. Bajo el cielo – nos recuerda la sabiduría de Eclesiastés –, hay un tiempo de nacer y un tiempo de morir, tiempo de plantar y tiempo de arrancar, las olas del mar parecen tener un tiempo brillante durante los meses de verano pero cuando el verano se acaba las olas quedan en soledad, los barcos las remontan y los peces se arremolinan en las redes del atardecer. Hay un tiempo de destruir y tiempo de construir, tiempo de llorar y tiempo de reír, el silencio de los montes durante los inviernos se cierne sobre los caseríos solitarios donde una nube de chimenea delata que se está viviendo en la cocina. Hay un tiempo de abrazar y tiempo de dejarse de abrazos, tiempo de buscar y tiempo de perderse, sentimientos y pensamientos cruzan sus pasos por las calles, van acelerados, a veces algunos se saludan desde las esquinas y componen y descomponen continuamente el lienzo de las grandes urbes. ( José Julio Perlado) .

 

 

 

 

Read More

Azorín en el tiempo. Por: José Julio Perlado.

postdata“En 1896, una tarde, en un tren, llegué a Madrid. Entré a trabajar en un diario; trabajé reciamente; llegaba a la redacción a primera hora, cuando no había nadie; me retiraba con el alba. La retribución era escasa e incierta. No sé de qué modo podía vivir en Madrid; mi vida era austera y mi comer frugal. El Madrid de entonces era un Madrid abigarrado; su centro literario estaba en el café de Fornos. Las mesas de mármol de Fornos conocían las blancas cuartillas. Me vi precisado a volver al pueblo. ¿Qué iba a hacer yo en el pueblo? ¿De qué modo satisfaría mi vocación literaria? Pude volver a Madrid. Dos o tres veces repasé el camino de Madrid al pueblo y del pueblo a Madrid. Y cada vez que me veía recluido en el pueblo me embargaba una incertidumbre angustiosa. “Ya, definitivamente – decía yo -, no seré nada.” Amaba el pueblo; amaba las gentes del pueblo; amaba el campo. Pero ¿y la viva literatura? ¿Y la vida fecunda y varia de las redacciones y de los editores? No podía resignarme al fracaso. (…) Y volví, ahora ya establemente, a Madrid. La angustia de la incertidumbre había terminado (…) En 1902 publiqué mi primera novela, La voluntad; en 1903 publiqué la segunda, Antonio Azorín. (…) Ya podía yo vivir en Madrid, sentirme seguro en Madrid. La ruta de Don Quijote me había hecho popular; la Andalucía trágica motivó – en “El Imparcial” – una interrupción extraña, inesperada. Y pasé al “ABC”, cuando (1905) se estaba ya publicando, antes de salir a la calle, en probaturas tenaces, para el interior de la casa.”

Estas palabras de Azorín, recogidas en su libro Postdata, de 1959, me llevan hasta Azorín en el tiempo. ( José Julio Perlado)

Read More

Stefan Zweig y el mundo de ayer. Por: José Julio Perlado.

Café central primeros de siglo XX

Café central primeros de siglo XX

Café Central Viena. S.XXI

Café Central Viena. S.XXI

 

 

 

 

 

 

Todos los estremecimientos de un mundo que se desplomaba, todos los temblores de tantos países, las diversas agonías de Europa entre bombardeos, persecuciones y odios fulgurantes fueron rodeando de un modo u otro la existencia del gran escritor–testigo Stefan Zweig hasta su muerte. ( José Julio Perlado).

Read More

Grabados del “Quijote”. Por José Julio Perlado

 

 

MiguelCervantes_CelestínNanteul

 

En abril se habla de Quijano. Es decir, de Cervantes, es decir, del Quijote. Pero en esta ocasión, José Julio Perlado nos trae un Quijote distinto: nos relata sus grabadores, esos nombres que, a lo largo de la historia, pusieron en imagen las aventuras del Caballero de la Mancha.

Y así, los nombres de Gustavo Doré y Daniel Vierge son aquí rescatados como lo que son: “ilustradores excepcionales”.

Homenaje merecido a quienes imaginaron también cómo era el Caballero de la Triste Figura y los paisajes por los que transitó.

Read More